Webs Personales Globered
Consigue tu propia página web
 Red social de aficionados a las reformas, bricolaje casero y pequeñas reparaciones 
 Trucos de fontanería, carpintería, electricidad y albañilería 
 ¡Todo tipo de pequeñas reparaciones en el hogar! 

0 0 0

Cómo limpiar la plata

Trucos y consejos para limpiar objetos de plata.

Por: Webmaster | Publicado: 21/01/2009 15:47 | |




Los objetos de metal que tenemos en el hogar con el paso del tiempo van necesitando ciertos cuidados para mantener, o recuperar, su esplendor. El tratamiento dependerá del metal en cuestión.
Quizá el metal más común en los objetos de decoración clásicos sea la plata. Cuberterías, candelabros, o vajillas, son sólo algunos de los objetos de plata que podemos encontrar en el hogar. En muchas ocasiones heredados y de cierta antigüedad. Con el paso del tiempo la plata pierde su brillo, se oxida y se oscurece.

Es algo casi inevitable, pero podemos tomar algunas precauciones para conseguir retrasar el efecto. La luz solar acelera el proceso por lo que no es mala idea proteger los objetos de plata con un paño. Evidentemente no es algo que se pueda hacer con todos, pero si podemos hacerlo por ejemplo con una cubertería. Se debe evitar también almacenar la plata en lugares excesivamente húmedos.
Por otro lado los objetos de plata de uso diario, si se lavan bien con agua, no van a necesitar ser abrillantados con tanta frecuencia.

Para limpiar objetos de plata existen multitud de productos que mezclan agentes contra el óxido y elementos pulidores. Generalmente se aplica el líquido con un pincel, se deja actuar unos minutos, y posteriormente se frota un paño para acabar de pulir. Existen también paños y esponjas especiales para pulir plata. Se encuentran impregnados de un producto pulidor y bastará con frotar directamente.

A falta de estos elementos podemos recurrir a un truco casero para limpiar objetos de plata. En primer lugar forraremos el interior de un recipiente con papel aluminio. Seguidamente llenaremos dicho recipiente con agua caliente en la que hayamos disuelto una cierta cantidad de sal. A continuación introduciremos los objetos de plata en el recipiente y dejaremos que se produzca la reacción química entre la sal, el aluminio, y la plata. Pueden desprenderse malos olores. Tras unos minutos solo nos restará sacar el objeto y frotarlos con un paño suave para darles brillo.
Otra opción rápida consiste en echar un poco de aguarrás en un algodón y frotar con el objeto con él. Seguidamente deberemos aclarar bien con agua y secar con un paño.

De hecho, a pesar de que los productos comerciales específicos suelen ser más eficaces,  podemos encontrar multitud de trucos caseros diferentes para limpiar la plata.  Por ejemplo podemos frotar el objeto de plata con pasta de dientes. Dejamos actuar unos minutos y limpiamos con un paño suave.

Comenta